As a Service: La nueva tendencia de digitalización para la transformación de los negocios.


Existen muchas perspectivas dentro de los directorios ejecutivos y tomadores de decisiones

que reflexionan respecto a la actual economía, determinando que sólo triunfarán aquellas empresas que pueden lograr transformarse y adaptarse rápidamente a este entorno etéreo proporcionado principalmente por el impacto de la pandemia, el factor del cambio climático, situaciones geopolíticas puntuales de cada territorio, por mencionar algunos factores que resultan trascendentales para analizar el presente. Y de alguna u otra manera, en esto, encontramos razón.


Todo el mundo logra comprender el por qué de la Transformación Digital y las oportunidades que de esta se desprenden, lo que resulta más complejo de asumir e implementar, parece ser cómo transformarse de manera integral. Muchas empresas, de hecho, consideran que la Transformación Digital sucederá escuetamente ejecutando una migración técnica a la nube o naturalmente, adquiriendo una nueva tecnología, ignorando la necesidad de cambiar el funcionamiento de una compañía, con la ayuda de nuevos modelos de negocio y procesos más inteligentes y específicos.


Colaborando un poco con las empresas en su viaje hacia la Transformación, hay que considerar concretamente cambiar la cultura y su mentalidad que se venía cultivando y desarrollando desde hace tiempo, rediseñar sus procesos a través de una reducción de su complejidad interna, permitiendo con esto, adoptar últimamente nuevos modelos comerciales que permitan mantener una delantera ventajosa respecto de su competencia.


La Infraestructura como Servicio (IaaS) o el Software como Servicio (SaaS) por sí solos, no son suficientes. Para lograr transformarse verdaderamente, las empresas requieren una estrategia holística, en 360°, que brinde la creación de un modelo de Transformación del Negocio como Servicio o Business Transformation as a Service, una tendencia que floreció a principios de la pandemia y que ahora está revolucionando el sector tecnológico, principalmente el de la nube.


Este modelo congrega todo lo que las empresas necesitan para transformar de forma integral su negocio, con una prontitud más vertiginosa para la creación de valor y retorno de inversión, en su propia velocidad y términos, independientemente de su punto de partida. Dicho en pocas palabras, la clave es, simplificar el viaje de las organizaciones, en tres pasos simples:


Flexibilidad


Encontramos este necesario aspecto al utilizar las mejores prácticas y basándonos en datos únicos para implementar una solución integral que contenga inteligencia de procesos de negocio.

Misma flexibilidad que nos permita examinar inagotablemente cómo es que funcionan estos procesos, lograr compararlos con los estándares más elevados de la industria, proporcionándonos recomendaciones personalizadas sobre cómo poder adoptar nuevos modelos de negocios, automatizando y estandarizando procesos, dependiendo por supuesto del tamaño, funciones, necesidades y capacidades de adaptación de cada negocio por sí solo.


En la nube


Se establece como la forma más recomendada para migrar a un panorama de soluciones estándar, modular y flexible con un manto de datos sólidos y claves para plantarse con convicción frente a las nuevas demandas comerciales.


Cabe destacar este ejemplo, donde los servicios que se mantienen en una red privada resguardada por un firewall, donde se puede construir una nube privada, gracias a los servicios de hiperescalabilidad, idóneos para lograr adaptarse y responder más rápido, con un soporte generado por proveedores de servicios de clase mundial, como pueden ser AWS, Google Cloud y Microsoft Azure, cuyas capacidades para personalizar, armonizar la información de forma segura, nos aprueban la posibilidad de operar y dirigir una empresa; en función de una infraestructura.


La hiperescalabilidad o hyperscale, tiene la capacidad ilimitada para ofrecer servicios escalables en la nube que posee un proveedor cloud, es decir, que cuentan con infraestructuras de gran tamaño donde albergan recursos suficientes para hacer frente a cualquier tipo de demanda de servicios.


Construir con inteligencia


Todo está enfocado en la infraestructura en la nube para conseguir un costo total de propiedad (TCO) reducido, que genere ahorros lo más inmediato posible, en comparación con sus entornos existentes, al ejecutar las cargas de trabajo a través de los hiperescaladores.


Aquellos tiempos donde las empresas administraban sus negocios entre cuatro paredes, con conexiones uno a uno de cada área, se ha terminado. Desde ahora, se trata de administrar el flujo de información completa en tiempo real, para poder tener tiempos de respuesta más veloces y así poder reaccionar a tiempo y antes que nadie a las variables condiciones que nos ofrece el mercado.


Bajo estos nuevos estándares, es que ahora las organizaciones no sólo pueden escoger la implementación que prefieran en función de su nivel de estandarización, sino que también pueden encontrar beneficios de la inteligencia artificial integrada, la automatización robótica de procesos (RPA) y el análisis avanzado, todo con plataformas de comunicación integradas para llevar la colaboración de la compañía al siguiente nivel.


El modelo de Business Transformation as a Service busca crear la base de la empresa inteligente, por lo cual, los proveedores tecnológicos deben desarrollar rápidamente innovaciones en sus propios modelos y con base en los objetivos de negocio, con la finalidad de crear una gestión de flujo de trabajo mucho más eficaz, fundamentado en el mismo modelo de datos y servicios comerciales de cada empresa.


Si este artículo resulta de tu interés, te invitamos a conocer más en nuestro sitio web, www.smartbricks.cl, como también, te recomendamos seguirnos en nuestro perfil de LinkedIn, donde compartimos información, entrevistas de interés, requerimientos, actualizaciones, noticias y reportes de nuestra industria y cómo podemos a través de la tecnología, ayudarte a aumentar el valor de tu negocio y la relación con tus clientes.